Independiente igualó hoy sin goles con Chapecoense de Brasil, en un encuentro correspondiente a la ida de los octavos de final de la Copa Sudamericana llevado a cabo en el estadio Libertadores de América de Avellaneda.
El desarrollo general del partido mostró al elenco conducido por Gabriel Milito con la iniciativa pero carente de ideas para resquebrajar una sistema defensivo, que funcionó a la perfección del lado de enfrente.
La falta de fluidez en los volantes, sobre todo después de los minutos iniciales, reflejó un equipo partido, con los delanteros Martín Benítez, Diego Vera y Emiliano Rigoni completamente aislados del resto.
El local salió claramente con la idea de doblegar rápido a su rival y por ende monopolizó la pelota desde el arranque, con Diego y Cristian Rodríguez como comandantes del armado futbolístico.
De esta manera, todo se volvió complicado para el dueño de casa por la falta de resolución de sus creadores y el planteo de enfrente.
La revancha se disputará el miércoles que viene, a las 19.15 (hora argentina), en el estadio Arena Condá de Santa Catarina, al sur del territorio brasileño.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.