La gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, dio hoy un firme respaldo a los ministros de Seguridad, Cristian Ritondo, y de Justicia, Gustavo Ferrari, quienes habían sido cuestionados por la líder de la Coalición Cívica-ARI, Elisa Carrió.

“Como no somos parte de la mafia, la podemos combatir y la combatimos haciendo, estando”, dijo la gobernadora al anunciar oficialmente que se realizarán exámenes toxicológicos a policías para detectar consumos de drogas ilegales y alcohol en esa fuerza.

“Hoy quiero agradecer y reconocer al ministro Ritondo y a todo su equipo”, expresó la mandataria al hablar ante la prensa en la casa de Gobierno en La Plata, tras lo cual resaltó que “las medidas se toman desde un compromiso, hacemos lo que hay que hacer y lo hacemos convencidos”, enfatizó Vidal.

“Al ministro Ritondo, que también ha sufrido amenazas y ha estado expuesto en este año y medio, y a su equipo que ha atravesado momentos muy difíciles, todo mi apoyo y respaldo”, remarcó tras lo cual apoyó al ministro Ferrari, “que se animó a la primera reforma del servicio penitenciario bonaerense”.

“Un tema oscuro, del que nadie quería hablar, las cárceles de la provincia, donde todos siempre miraban para otro lado y que (él) está llevando adelante una reforma muy valiente “, resaltó Vidal.

Carrió, en declaraciones televisivas, denuncio que es “perseguida” por Ritondo, y que durante el gobierno de Cambiemos las “operaciones sucias aumentaron”.

En declaraciones al canal de noticias TN, Carrió dijo: “Pensé que se iban a terminar en el Gobierno de Cambiemos las operaciones, pero es peor el ataque personal, será porque estoy con alta imagen, pero las operaciones sucias aumentaron”.