Federico Isla Vieyra, uno de los tres propietarios de El Reino, prestó hoy declaración indagatoria en la causa que se inició tras el secuestro de una importante cantidad de droga sintética durante una fiesta electrónica, organizada en ese boliche el pasado 4 de septiembre y por la cual hay cinco personas detenidas.
“Nosotros lo que hacíamos era alquilar el espacio. Había un contrato de alquiler, un recibo por el pago y el precio era el mismo para un cumpleaños de quince como para una fiesta electrónica, como en este caso”, contó Isla Vieyra, el segundo de los dueños de este comercio, junto con Lucio Serrón, quien declaró ayer y con Mauro Simón, quien también prestó declaración hoy.
“Javier Selvaggio era la persona que organizaba el evento y era el que coordinaba con nosotros las fechas. Mariano Trellini era el que realizaba los pagos, aunque en otras ocasiones también lo hacía Selvaggio. A las otras personas no las conozco”, acotó Isla Vieyra.
Con respecto al trabajo del fiscal Antonio Castaño, el propietario de El Reino aseguró que mediatizó la causa sin necesidad, exponiéndolos a la opinión pública.
“Nos cayó mal que el fiscal salga a mediatizar la causa. Dijo que nos iba a imputar el lunes y lo terminó haciendo el viernes. Eso generó una exposición mediática que hizo que nos peguen por todos lados. Tuve la chance de mirar la causa, que son 900 fojas y no figuramos en ningún lado, excepto como titulares del boliche. Por eso afirmar que somos facilitadores de un lugar para el comercio de droga me parece apresurado e infundado”, dijo.
Por último, se refirió al ingreso de menores al boliche, otro de los temas que salió a la luz luego de la exposición de este caso en la ciudad.
“A los eventos de música electrónica no concurren menores. Son todos de 25 años para arriba. Con respecto a otros eventos, se nos han filtrado menores. Es algo difícil de manejar porque hay mucha documentación apócrifa. Los de seguridad piden documentos, pero no pueden hacer una revisión exhaustiva. Los chicos se las ingenian siempre para superar los controles”, finalizó.