Dos delincuentes armados redujeron a la encargada y a la vigiladora de la sucursal Nº 50 y se llevaron alrededor de $15.000.

El hecho se produjo alrededor de las 17 de este jueves cuando el comercio estaba en pleno funcionamiento.

Los ladrones llevaron a las víctimas a una oficina, golpearon a una de ellas, se alzaron con el dinero y escaparon caminando.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.