Llegó el ultimátum para los incumplidores. Los funcionarios que no presentaron su declaración jurada de bienes tienen desde hoy una última semana para hacer el trámite ante la Oficina Anticorrupción. Caso contrario, en octubre se les descontará el 20% de su sueldo. Así surge de un relevamiento por varios ministerios, que coincidieron en que ya empezó a correr el plazo final para estar en regla antes de que lleguen las sanciones.

La “lista negra” de funcionarios en falta se achicó en los últimos dos meses, ya que, vencido el plazo original para informar el patrimonio, muchos aceleraron el trámite asesorados por sus contadores y buscaron ponerse al día. Pero aún hay algunas segundas y terceras líneas que deben la documentación y los distintos ministerios los intimaron a realizar el trámite.

La primera alerta llegó el 18 de agosto, cuando la titular de la Oficina Anticorrupción (OA), Laura Alonso, les envió una carta a todos los ministros para pedirles que obliguen a los “incumplidores” (como se llama a quienes no informan su patrimonio) a que hagan su presentación en el término de quince días. “Verificados la intimación personal y el vencimiento del plazo, el responsable del área de recursos humanos deberá informarle la situación al área responsable de liquidación de haberes, a efectos de que suspenda la percepción del 20% del sueldo hasta que el funcionario acredite haber satisfecho la obligación”, advertía la nota electrónica, que fue enviada “con copia” al presidente Mauricio Macri.

Carta en mano, los ministros pusieron a sus áreas de recursos humanos a trabajar para tener los papeles en regla y para que las declaraciones juradas estén disponibles en Internet LA NACION se contactó con distintos organismos para conocer cómo están resolviendo el trámite con su personal. Algunos aseguraron que tienen todo el plantel al día, pero otros admitieron que aún hay casos problemáticos y que el mes que viene correrán las sanciones, como ordena la ley.

INTIMACIÓN Y DESCUENTO
Desde el Ministerio de Modernización, la cartera que coordina el personal del Estado, señalaron que en ese organismo se determinó otorgar una prórroga hasta el 30 de septiembre, es decir, hasta el próximo viernes. “Al que no cumpla se le va a descontar el 20% de los haberes de octubre. Y cuando informe su patrimonio, se le devolverá el dinero de manera retroactiva”, puntualizaron. Agregaron que la regla general para el resto de los ministerios es proceder de este modo.

A fines de julio, la OA difundió un informe en el que reveló que de los 47.329 jerárquicos y ex jerárquicos de la administración nacional que este año debían informar su patrimonio sólo 24.933 (un 52%) terminaron correctamente el trámite antes de la primera fecha límite para presentar las declaraciones juradas. En aquel entonces, entre los ministerios que mostraban las faltas más graves se encontraban Cultura (con sólo el 11% de cumplidores), Ambiente (17%), Cancillería (25%) y Defensa (35%).

Según pudo saber LA NACION, el ministro de Cultura, Pablo Avelluto, se encargó personalmente de enfatizar a sus colaboradores que deben presentar sus informes. Lo hizo durante la última reunión de gabinete de su cartera. En Defensa, fue el área de recursos humanos la que llamó por teléfono uno por uno a los incumplidores para alertarlos y apurarlos. Desde la Cancillería, en tanto, dijeron que hoy queda un 15% del personal que sigue en falta.

En el Ministerio de Ambiente, que conduce Sergio Bergman, señalaron que en las últimas semanas la gran mayoría de los funcionarios presentó su declaración jurada y que “sólo cinco jerárquicos” están en falta y en la cuenta regresiva para que se active el descuento en sus haberes. Un funcionario de esa cartera, sin embargo, ya está siendo sancionado con la reducción de su sueldo: arrastra la irregularidad desde la gestión kirchnerista.

Entre los funcionarios dedicados a sanear las cuentas nacionales también hay algunos incumplidores. Desde el Ministerio de Economía señalaron que de las 254 personas que debían presentar su declaración jurada hay 26 que no enviaron su documentación. De ésos, dos tienen cumplido el plazo de la intimidación y ya perciben el descuento del 20% en sus recibos de sueldo.

Desde la Anses, donde se registraba una tasa de incumplidores del 73%, describieron una situación distinta, dado que se dará tiempo hasta noviembre . “La plana mayor de la Anses está al día, pero registramos inconvenientes con los jefes de las UDAI, ya que hay muchos que asumieron hace pocas semanas y hay que darles más tiempo”, explicaron. Agregaron que un grupo de personal del área de recursos humanos se está dedicando exclusivamente a normalizar la cuestión de las declaraciones juradas.

El universo de obligados a informar públicamente su patrimonio no sólo incluye a los que empezaron a ocupar cargos con la llegada de Cambiemos. Corre también para toda la gestión kirchnerista, que tiene que presentar el informe de “baja” de la función. Según explicaron desde la OA, para los ex funcionarios la sanción será la inhibición para volver a ocupar cargos públicos, y eventualmente los casos podrían judicializarse.

UN LARGO CAMINO DE ADVERTENCIAS

El universo de obligados
Más de 47.000 funcionarios de Cambiemos y ex funcionarios de la gestión kirchnerista deben presentar su declaración jurada ante la Oficina Anticorrupción (OA) este año.

Primer llamado
El 10 de junio, cuando venció el primer plazo para informar los bienes, se difundió el primer listado de “incumplidores”: sólo el 12% había terminado el trámite en tiempo y forma.

Segundo listado
Para mediados de julio, aún un 48% de los funcionarios seguían en falta, si bien algunos tenían el trámite hecho “a medias”.

La carta de advertencia
El 18 de agosto la titular de la OA, Laura Alonso, les envió una carta a todos los ministros para que intimen a los funcionarios a que presenten su informe.

Intimación y sanciones
Si bien muchos se pusieron al día en las últimas semanas, los ministerios ya intimaron a los incumplidores. En octubre correrá la sanción: un descuento del 20% del sueldo.